Co-paternidad o paternidad compartida.

¿Qué es la copaternidad o paternidad compartida?

Hablamos sobre el concepto de paternidad compartida o copaternidad en el siguiente artículo.

La copaternidad o paternidad compartida, es un término para designar una relación entre personas que deciden ser padres y asumir la responsabilidad conjunta en el cuidado de sus hijos.

Las personas que deciden ser padres y quieren hacerlo de manera planificada, ordenada, legal y responsable, disponen de la figura de la co-paternidad. Esta figura no presupone la existencia de vínculo romántico entre los que la ejerzan, ni requiere que sean progenitores biológicos.

Existen varios supuestos, algunos de ellos muy comunes como la madre soltera, divorciada o viuda que tutela a su hijo con ayuda de algún familiar,  por ejemplo, abuela, hermanos, aunque las posibilidades son muchas.

La sociedad moderna y la evolución de la civilización en las democracias desarrolladas ha reconocido los derechos de las minorías y esto ha permitido que muchos que antes tenían sus libertades coartadas, tengan hoy un marco legal y seguro que les permita elegir ser padres por adopción o por vías heterodoxas antes impensables, como la inseminación o la maternidad subrogada y formar una familia. Muchas personas no pueden permitirse los elevados costes de estas alternativas o en el caso de la adopción, no cumplen con las exigencias demandadas.

 

¿A quiénes puede interesar la paternidad compartida?

Co-paternidad o paternidad compartida.

 

En un mundo tan diverso, las opciones pueden ser disímiles. Cada día la co-paternidad es considerada como una opción muy tentadora desde los más jóvenes hasta los más adultos.

  • padres o madres que finalizan una relación amorosa y deciden rehacer su vida ya sea en solitario o en otra relación; las personas que desean formar una familia dentro de una unión libre;
  • las personas que han llegado a una edad madura y no pueden permitirse el lujo de seguir esperando a que aparezca el amor (especialmente las mujeres que tienen una vida fértil limitada)
  • las personas que desean tener una familia siendo solteros y tener tiempo para disfrutar de amistades, aficiones, ocio, etc.;las personas homosexuales (matrimonios, parejas, en soltería) o homosexuales y heterosexuales que decidan iniciar un proyecto de familia;
  • parejas en las que uno de sus miembros es estéril y en lugar de acudir a un donante se inclinan por encontrar al alguien que les inspire confianza para engendrar.

 

Los posibles actores serían las personas naturales en plena capacidad mental y jurídica que tengan la intención de formar una familia con todas las garantías para acoger a un niño o niña y ofrecerle tutela en un ambiente seguro y de amor.

¿Qué ventajas tiene la paternidad compartida?

La realización en el deseo de ser padres y ejercer como tal resulta sin lugar a dudas el mayor incentivo.Una vez se ha materializado la maternidad/paternidad, comienza el largo camino de la educación de los hijos. Dicho camino no está en ningún caso exento de retos y cuestionamientos.

Las familias que se han conformado sobre la base de acuerdos mutuos de entendimiento pero en las que no existe una relación del tipo romántica, no dan lugar a rupturas sentimentales y por ende tampoco a un periodo traumático de conflictos en los hijos a raíz la separación. Ésta podría considerarse como una de las ventajas de la co-paternidad.

El hecho de tener una co-paternidad da por hecho que van a existir tiempos compartidos para dedicar a los hijos lo cual garantiza (dependiendo de lo acordado entre los co-padres) el que los padres puedan gozar de más tiempo de vida como individuo.Los co-padres además de la posibilidad de compartir lo tiempos, también pueden compartir los gastos que conlleva la educación de los hijos.

 ¿Cuáles son los inconvenientes de paternidad compartida?

Co-paternidad o paternidad compartida.

Los co-padres que han fantaseado durante toda su vida con la forma en que les gustaría educar a sus hijos, cómo le gustaría que fuesen y hasta el sexo de preferencia, se enfrentan también a retos importantes.

Los inconvenientes de la co-paternidad varían según la situación de cada persona. Se sobreentiende que antes de emprender este proyecto, los co-padres han acordado en detalle los tiempos, los deberes y la obligaciones de cada cada uno de ellos. Si entre los co-padres no existen un mínimo de puntos en común afines en cuanto a la educación de los hijos, ser co-padres puede convertirse en una de las peores decisiones de la vida. Siempre hay que recordar que un hijo es para siempre.

Para más información te recomendamos visitar el siguiente enlace: https://en.wikipedia.org/wiki/Coparenting

Conclusiones.

Muchas personas eligen la co-paternidad como alternativa a lo «tradicional» para tener un hijo, otras, como último recurso para lograr el anhelado sueño de ser padres y madres.

La co-parentalidad tiene sus ventajas e inconvenientes, pero la aventura de ser padres es tan hermosa que e inspiradora, que cualquier precio merece la pena.

En Family4Everyone queremos propiciar este espacio de encuentro entre futuros padres y madres. Toda la información que iremos publicando en nuestro blog te será útil en la medida que vayas interactuando con otros usuarios y comiences a cuestionarte si son estas o no las personas indicadas para emprender tu proyecto.

¡Buena suerte en la maravillosa aventura de tener un hijo!

 

1 Comment

Post a Comment

A %d blogueros les gusta esto: